Categorías
Tecnología

Innovadora App de IA para Imágenes Revoluciona el Mercado

Desde Murcia, España, dos innovadores han puesto en marcha una aplicación de mejora de imágenes impulsada por tecnología de algoritmos que, en solo seis semanas, atrajo a 400.000 usuarios y capturó la atención de figuras como Elon Musk, la industria cinematográfica de Hollywood y renombrados creadores de arte digital.

Durante una visita a Madrid el año anterior, Sam Altman, cofundador de OpenAI, realizó una declaración que parecía increíble en su momento: «La inteligencia artificial permitirá la existencia de compañías valoradas en mil millones de dólares operadas por individuos».

Aunque esta visión todavía no se ha materializado completamente, existen pequeñas empresas emergentes que están acercándose a este escenario, como es el caso en Murcia.

Javi López y Emilio Nicolás lanzaron MagnificAI el 28 de noviembre, una herramienta basada en inteligencia artificial que facilita la mejora y edición de imágenes con una eficiencia y rapidez inimaginables hasta hace poco.

En un periodo corto, la aplicación ya cuenta con 400.000 usuarios, con un pequeño grupo optando por suscripciones que oscilan entre los 37 y 275 euros. Han recibido menciones de Elon Musk en la plataforma X y alabanzas de Beeple, un artista digital cuya obra figura entre las más valoradas en el ámbito digital.

Esta trayectoria destaca en el mundo de las startups por varias razones. «Hasta hace poco, era impensable para solo dos personas emprender un proyecto de esta magnitud», afirma López, de 42 años, en una videoconferencia desde Murcia, donde se ubica su oficina en un espacio de coworking.

«La inteligencia artificial nos ofrece ventajas significativas, facilitando un progreso exponencial y, sumado a la conectividad global, permite que cualquier proyecto pueda ganar notoriedad rápidamente».

López y Nicolás se guiaron por tres principios fundamentales que, en otro momento, habrían sido difíciles de sostener: autonomía total, cero inversión inicial y la decisión de no ofrecer su producto gratuitamente.

López reflexiona sobre la sostenibilidad de estos principios a largo plazo, especialmente en lo referente a la financiación y la expansión del equipo, destacando los desafíos que conllevan los equipos grandes y los beneficios de trabajar con tecnologías avanzadas como GPT-4.

El rápido éxito de la empresa también se vincula con el creciente interés en la IA generativa. Su logro no radica solo en la utilización de herramientas novedosas, sino también en la capacidad de ofrecer servicios inéditos a un público entusiasta por explorar estas nuevas tecnologías.

López señala la diversidad de su clientela, con solo un 5% proveniente de España, lo cual ha tenido un impacto positivo en los ingresos.

Además, subraya el impulso que han recibido gracias al auge de la inteligencia artificial y, en particular, de la IA generativa, comparando esta tendencia con un huracán que propulsa su proyecto hacia adelante.

López compartió su experiencia al recibir una respuesta de Elon Musk en X, destacando cómo, sin dirigirse directamente a él, logró captar su atención con un meme que cree originado en la era de «Blade Runner», lo cual dio un impulso adicional a su proyecto.

Beeple, por otro lado, le comunicó en privado su uso diario de la herramienta, sugiriendo que la incorpora en todos sus proyectos, algo que López ha aprendido a identificar por ciertos patrones.

Aunque no puede divulgar muchos detalles sobre su conexión con Hollywood, mencionó que su tecnología se utilizó en una película de un actor y director muy reconocidos.

Antes de MagnificAI, López fundó Erasmusu en 2008, una plataforma para estudiantes internacionales que más tarde vendió, dejando la empresa en 2021.

Durante un período sabático que siguió, se dedicó a viajar y a otros pasatiempos hasta el lanzamiento de Dall-E 2 en 2022, momento en el que empezó a experimentar con la generación de imágenes a partir de texto, compartiendo sus creaciones en Twitter y fomentando una comunidad interesada en la IA generativa. Esta fase de exploración lúdica le inspiró a concebir MagnificAI.

La colaboración con Nicolás comenzó en el verano de 2023, pero no se materializó en trabajo concreto hasta octubre del mismo año, culminando en un producto en poco más de un mes.

Inicialmente, veían su proyecto como una forma de autoempleo o un pasatiempo, sin anticipar su éxito posterior. López compara el ensamblaje de tecnologías actuales con construir con piezas de Lego, sorprendiéndose del resultado.

López reflexiona sobre el sentimiento de estar en una nueva era, similar a la del año 2000, pero con la diferencia de vivirla a los 42 años con abundante tiempo libre, a diferencia de su juventud.

MagnificAI se basa en el modelo abierto de Stable Diffusion, y a través de la experimentación y la modificación de parámetros y código fuente, López vislumbró el potencial de desarrollar un nuevo producto, aunque guarda en secreto los detalles específicos de este proceso.

Los principales usuarios de su plataforma son profesionales que trabajan con imágenes, abarcando desde la producción cinematográfica hasta la ilustración y el diseño, quienes buscan mejorar la calidad de sus trabajos finales.

López señala que su herramienta es especialmente útil para el retoque final de un proyecto, como en el caso de un diseñador de interiores que desea optimizar un render sin dedicar horas al ajuste de la iluminación o las texturas, logrando resultados sobresalientes con MagnificAI.

Esta aplicación introduce un concepto novedoso que López denomina «upscaling reimaginativo», donde la inteligencia artificial contribuye a la reinterpretación y el perfeccionamiento de la imagen original a través de comandos de texto específicos.

Aunque han recibido sugerencias sobre posibles expansiones, como aplicar su tecnología a vídeos o videojuegos, López reconoce las dificultades técnicas y financieras que ello implicaría, manteniendo una perspectiva humorística y realista sobre estas aspiraciones.

A pesar de la ventaja competitiva que la IA ofrece a MagnificAI, López es consciente de la presencia de competidores y de la limitada barrera de entrada en el sector, reconociendo que el ámbito de mejora de imágenes podría tener un alcance temporal limitado.

La posibilidad de vender la empresa no se descarta, siempre y cuando la oferta sea justa y permita continuar con su trabajo actual, incluyendo MagnificAI, reflejando una visión pragmática en contraste con la expectativa de alcanzar valoraciones multimillonarias típica del entorno empresarial estadounidense.

López anticipa que la era de la IA propiciará el surgimiento de pequeñas startups, incluso individuales o de menos de cinco miembros, capaces de generar ingresos significativos en la próxima década, distinguiéndose de los «unicornios» tradicionales por su capacidad real de facturación en lugar de por valoraciones especulativas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *